DESPERTAR



Eres un suspiro corto...lento

tu aliento... abre mi mañana con aromas frescos.

Tu aliento casi certero...juega en medio de mi pecho

apresura los latidos...

empujándolos hacia un despeñadero

...como un galope sin termino.


Mi mañana esta rodeada de aliento

humareda...dardos...cruzados poemas,

se clavan entre cejas y frente

giran en paladar y lengua

pulcros...obscenos...ardientes.



A medio día...quiero lo que dice el poema

...la saliva vuelta torbellino

...el deseo golpeando

...un susurro en tus labios

mi humedad...en tus manos.

INVITACIÓN

Dejaré  sobre Tu's ojos la invitación de mis ansias...
querré que mires sus movimientos...sus vaivenes
en una penumbra imaginada .

Querré que suspires para sentir que tu aliento cada vez se vuelve
mas corto...denso...enmascarado,
tras el reflejo equivocado que quiero leer en tu mirada.

Querré que la proximidad suceda a pasos lentos
y mi aroma te lleve seductora... cayendo en la notas del silencio
de la suavidad  voluptuosa al ardor mas enérgico.

Querré que me veas embrujada...atrevida...indecente
con las manos perdidas....en esa búsqueda abrupta del deseo.
Querré olvidarme de mi ...de mi nombre
cuando la identidad tuya y mía se atropellen en un mismo gemido.
y rueden desde la frente desnuda...hasta los pies...
locos los ojos en ese desliz...escuchando vertientes de sangre,
 que saben burlar al amor en esos instantes.

Quizás me vuelva loca...mas aun y susurre..grite
y te pida que no acabes este delirio
que en este estar me deshago y a mi boca acuden
las blasfemias que no conocen el pudor.

Querré que al final...te lleves mi fiebre
pero que de noche me asalte de nuevo,
la avidez no descanse...ni en mis ojos
ni en mi piel.

Te Encontré

Te Encontré cuando el viento había cerrado mis ventanas y  puertas

recuerdos.
No había ya murmullos colgados en las bisagras de las puertas, ni caminos abiertos qcon colores de dudas.
De pronto me asome para mirar y sentir el correr de la vida y cuando mire tú rostrote sonrisas en el aire pude oler tus eso besos nuevo con olor a miel y hierbabuena fresca.
Basto una mirada mas profunda para si maginar como correrían tus dedos por mi piel dejando vientre, labios  y pies estirados sin reparos.
Quise hacerme transparente, moviéndome  despacio y libre hurgando en distancias próximas, entonces vi las caricias saltando desde tus manos a mi cuello en un abrazo perdido y loco.
Llego el momento de quitarse la careta , volar sobre un sueño guardado entre aromas e inciensos
YNos fundimos
en la locura violenta de la carne,
en la pasión
de los milagros de lo eterno,
en el vuelo relampagueante de las águilas
remontando nubes en círculos.
 hasta saciarme de infinitos colores
al borde del ahogo y la locura.
Mmis manos se alargan cuando me someto
Al sonido de tu voz que se hunde en mi cuerpo
Y pideurgentemente el deseo que se mueve en la sangre

&&&



Ha sido fácil mantener esta línea frágil,
este sentimiento
absurdo e incomprensible,
lazo invisible entre almas,
esta etérea persistencia de pertenecer sin serlo.

Hemos sido y no,
vamos colgados por abismos desterrados
senderos que no acaban y se estrechan
cuando el alma vuela o esta nostálgica.

De esta precariedad de ser,
mío y no mío,
pájaro sin alas, vida y agonía
y tu al otro lado vigilante,
grito que cae en mi garganta
como un ave a la deriva.

Sin embargo,
mas allá del silencio inocuo
las miradas merodean
esta línea frágil y desean
el bienquerer en nuestras vidas.
Son los días, los meses y algunos años
el reloj tiene muchas horas acumuladas.

…Y yo escribo en este sosegado atardecer
sobre soledades divididas.

SUSPIROS DEL ALMA





He vuelto a sentir
las manos alzadas
en los hilos de la sangre,
en el llamado de tus pupilas negras.

En tu mirada existen suspiros íntimos,
equilibrio de lunas insolentes,
complicidad intransable,
tan seguro en la espera de los años
de mis largas lluvias.

Tus labios son siempre la víspera de la luz
olvidando todo el pasado.
Atenúas mis temores cuando llegas a tientas,
mi piel sabe de caricias aun sin reconocerte,
los ojos encuentran solo miradas cobijadas.

Si ahora la noche hablara
de sentimientos cruzados
de todo pausado acontecer…
callaría todo el rumor
dando noches solo nuestras,
colgadas de un solo aliento.

Adivinaría el perdurable concierto de labios,
infinitos presagios en la palma de las manos
y la promesa de un amor inmensurable.

TUS OJOS




Tengo sueños extraños
por que siempre te veo vagar en ellos.
Pernoctaste en mis campos,
sembraste bajo vientos del norte
roce los bordes de tu alma
y brote al tacto de tu piel.

Ese viento revuelve
las mil flores del corazón
y no se si todavía quieres huir...
huir de este deseo mío y de mis sueños
por que impulsan mi carne para no olvidar
los días fragantes ,de risas y ternura
de pasión inmensurable.

Soñé con tus ojos distantes
como un destello sin detenerse
y mi locura fue mas lejos...
los soñé en calles,en ríos, en las plazas
en mi lecho...
y sentí que se cerraban
en mi hombro, en el palpitar de mi pecho.

Viaje en la oscuridad de la noche
inventando diversas caricias atrevidas,
imagine entrar despacio...muy despacio
en tu preciosa calma para ver tu mirada dulce
encadenarse a la mía
y sentir como se deshacía el silencio
en atropellados murmullos.

Por que supe de tu no existencia,
cuando el insomnio se apodero
de las madrugadas,
el ahogo de besos se fueron quedando vacíos
todas las noches de la distancia
sin lograr ver el arco iris que se asomaba a tu lado.

Y ahora me doy cuenta…
que la pasión con pinceladas de ternura
solo tenia sabor en tus labios.

ATREVERSE


A pasos lentos
midiendo goce de miradas
los dedos tiemblan,
se atreven
a caer en bocas que buscan.

Cada vértice se contrae,
mientras los ojos
intuyen la emboscada que acecha.

Y comienzan
a comerse con lengua y saliva
acentuando rumores
el tacto, la raíz
de hundirse en caderas
entrando lento como entra
la noche en el crepúsculo,
leve rozar paredes
anegadas de humedad
brillantes de luz.

Giran,
se envuelven,
retorcidos, borrachos, poseídos
reconocidos uno en el otro
en poros diminutos,
fluidos vuelto océanos,
quejidos que asombran
estrellan tormentas
en agonizantes pupilas.

Y se mueren un poco
en nombre murmullo/grito
cuando retrasan la cima
atravesándose el alma.